El ‘pulso’ entre Gasperini, ‘Papu’ Gómez e Ilicic sigue vigente. La Atalanta, rival del Real Madrid en octavos de final de la Champions, sacó un empate frente a la Juventus (1-1) sin el argentino -entró por Pessina en el 53′- ni el esloveno en el once titular.

Los discípulos de Andrea Pirlo continúan sin perder -ya son 11 partidos-, pero dijeron adiós a cuatro victorias consecutivas. Chiesa adelantó a la ‘Vecchia Signora’ en el 29′ y Freuler igualó para ‘La Dea’ en el 57′. Pese a ofrecer una versión gris, la Juve pudo ganar de nos ser por los imperdonables fallos de Morata y Cristiano Ronaldo. El español falló un gol clarísimo a puerta vacía y el portugués desperdició un penalti.

Precisamente, Morata y Cristiano Ronaldo -Dybala fue suplente- volvieron a liderar a la ‘Vecchia Signora’ en ataque. Cinco minutos tardaron en fabricar entre ambos la primera gran ocasión del partido. El español aprovechó un despiste de Cristian Romero -cedido por la Juventus- y sirvió el ‘pase de la muerte’ para CR7, que remató alto en boca de gol.

En el 12′ llegó la ‘jugada tonta’ del partido. McKennie dejó a Morata mano a mano con Gollini y el español, generoso, regaló el gol a Cristiano. Su envío, sin embargo, se quedó demasiado corto y Djimsiti llegó a taponar. El rechace le quedó a Morata a puerta vacía y el ex del Atlético, de espaldas, optó por rematar con cierta desidia. El balón, increíblemente, salió fuera, constatando un fallo que ya ha dado la vuelta al mundo.

Video thumbnail
¿Pero qué intentabas Morata? De intentar un gol de tacón a hacer el ridículo

Comenzaba una tarde para olvidar de Morata. El internacional español cabeceó fuera un centro franco de Cuadrado en el 17′, falló un mano a mano con Gollini -remató contra la cara del meta- tras un buen pase de McKennie y vio cómo el meta de la Atalanta le sacaba otro remate, desde el suelo, en el 62′. Por si fuera poco, el ex de Real Madrid, Chelsea y Atlético, expulsado por protestar ante el Benevento, se perdió en mil y una protestas. De hecho, vio la amarilla en el 60′ por dicho motivo.

La Juve, superior, se encontró con la lesión de Arthur -no parece grave- en el 27′. Rabiot ocupó su lugar y, casi acto seguido, en el 29′, llegó el 1-0 de Federico Chiesa. Golazo. El ex de la Fiorentina recibió en la frontal, se zafó de Romero y Djimsiti y la ‘clavó’ en la escuadra de Gollini.

El tanto ‘bianconero’ reactivó a ‘La Dea’, que comenzó a ser más incisiva. Szczesny sacó un mano a mano con Duvan Zapata en el 32′ y Malinovskyi y Pessina probaron fortuna con tres peligrosos disparos desde la frontal en el 38′, en el 41′ y en el 44′.

La entrada del ‘Papu’ Gómez en el 53′ por Pessina dio alas a la Atalanta. El argentino exhibió una personalidad enorme para, pese a estar discutivo, echarse el equipo a la espalda. En el 57′ llegó el 1-1. Freuler anticipó a Rabiot y batió a Szczesny con un potente tiro desde la frontal que golpeó en el poste antes de entrar. Otro golazo.

La Juve, sin apenas fútbol en el segundo tiempo, se encontró con un penalti a favor en el 60′ por un derribo de Hateboer sobre Chiesa. Al lanzamiento, Cristiano Ronaldo, que venía de hacer dos dobletes consecutivos desde los 11 metros contra Barcelona (0-3) y Genoa (1-3). Bajo palos, Gollini, que no había parado ninguno de las 16 penas máximas que le habían lanzado en la Serie A. Esta vez, fue el mundo al revés. Gollini adivinó y detuvo el lanzamiento de CR7.

Parecía más cerca el 1-2 que el 2-1. En el 65′ estuvo a punto de salir el habitual cambio de carrilero a carrilero de la Atalanta -Gosens rozó el gol de tijera a centro de Hateboer-, en el 77′ desvió Szczesny un cabezazo de Romero y en el 82′ volvió a lucirse el meta polaco a tiro del ‘Papu’ desde la frontal. En la Juve, ni rastro de Cristiano, Morata, ni Dybala, que entró por el propio Morata en el 84′. Un tiro de Danilo en el 78′ que despejó Gollini fue lo más peligroso de la ‘Vecchia Signora’ en el tramo final del encuentro. Toca reaccionar si la Juve no quiere ver cómo el décimo ‘Scudetto’ consecutivo se le complica más de la cuenta.

Cortesía MARCA

Deja un comentario